Cinco lecciones de Kofi Annan para Colombia

La tensión entre justicia y paz, la importancia de escuchar a las víctimas y cómo la verdad debe servir para construir una mejor sociedad, algunos de los temas de los que ha hablado el ex secretario general de la ONU en su visita a Colombia.
 
Febrero 25 de 2015
Foto: Presidencia

 
El ex secretario General de la ONU, Kofi Annan, llegó a Colombia, según él mismo lo mencionó, en un momento crítico para el proceso de paz.

Mientras él encabezaba un foro en Bogotá sobre las Comisiones de la Verdad, en La Habana el Gobierno y las Farc iniciaban el ciclo 33 de las conversaciones, con la esperanza de avanzar en un acuerdo sobre el punto de víctimas, el cuarto de los seis sobre los que buscan ponerse de acuerdo.

Adicionalmente, entrevistas de jefes guerrilleros en medios de comunicación, plantearon el debate de si las Farc deben pagar o no penas de cárcel y entregar o hacer dejación de sus armas, dos de los puntos más cruciales de la negociación.

Annan, que viajará a La Habana y se reunirá este viernes con los negociadores del Gobierno y las Farc, ha alentado a Colombia para que pese a las dificultades, persista en la búsqueda de la paz.

Lo que ha dicho en sus intervenciones en Colombia deja muchas las lecciones que se pueden extractar sobre lo que va a enfrentar el país. Las siguientes son algunas de las que ha tomado nota Reconciliación Colombia:
 
1. No hay que sorprenderse porque exista tensión entre la justicia y la paz:

Kofi Annan explicó que esa es un constante de todos los procesos de paz en el mundo. Ningún acuerdo puede ser sostenible si permite la impunidad, pero la búsqueda de justicia tampoco puede impedir que se logre un acuerdo. La justicia debe ser un socio de la paz, dijo Annan.  “Hay que ser lo suficientemente ambiciosos para buscar la justicia y la paz, pero lo suficientemente sabios para saber cuánto de cada una de ella”, anotó.
 
2. No existen fórmulas mágicas:

Cada conflicto tiene sus respuestas particulares, dijo Kofi Annan. No existen respuestas rápidas ni sencillas y cada sociedad debe encontrar la suya. Pero eso sí, explicó, debe tratarse de un proceso incluyente y basado en un franco diálogo entre los protagonistas. La construcción de confianza, que se hace paso a paso y no de un día para otro, es esencial para que la paz se afiance.
 
3. Escuchar a las víctimas:

El ex secretario general de la ONU destacó la visita del grupo de 60 víctimas a La Habana como un paso sin precedentes y afirmó que quedó conmovido después de reunirse con ellas, no solo por sus historias, sino por su determinación de caminar hacia la paz. “A las víctimas les debemos la verdad por dura que sea esta”, dijo.
 
4. No hay que generar falsas expectativas:

Annan explicó que en la creación de una Comisión de la Verdad debe existir claridad sobre el porqué se crea para evitar desilusiones posteriores.  Una Comisión de la Verdad puede establecer lo que ocurrió en el pasado y dar recomendaciones para que lo sucedido no vuelva a ocurrir en el futuro, pero su labor, por sí sola, no es suficiente para que una sociedad logre la reconciliación.
 
5. La responsabilidad no solo es individual, sino colectiva

La búsqueda de la verdad no se orienta solamente a definir responsabilidades individuales, sino las que tienen la sociedad, el Estado y sus instituciones. No es solo una verdad punitiva, sino constructiva. “Esa es la verdad que se necesita. Aprender de errores pasados para construir una mejor sociedad”, explicó Annan. Desde ese punto de vista, un proceso de paz debe estar orientado, según afirma el ex secretario general de la ONU a construir una sociedad con tres pilares: paz y seguridad, desarrollo incluyente y respeto de derechos humanos. Sin ellos, ninguna sociedad puede prosperar por largo tiempo.

Ver más:

"Todos tenemos que reconocer nuestras responsabilidades": Sergio Jaramillo
Discurso completo de Kofi Annan en el Foro sobre Comisiones de la verdad (en inglés).