¿Cuál es la relación entre la violencia y el cerebro?

La biblioteca Luis Ángel Arango invitó al doctor Luis Roberto Amador a responder preguntas cotidianas sobre el cerebro, desde la perspectiva de la ciencia. Reconciliación Colombia asistió a la jornada e indagó cómo actúa el cerebro en espacios de violencia y de no violencia.

 
3 de marzo de 2015

El cerebro es el órgano encargado de construir realidades y éstas se configuran de manera especial en cada persona. Las percepciones, las creencias y los valores son elementos que ayudan a darles sentido a esas realidades, explica el doctor Luis Roberto Amador.
 
En el proceso de desarrollo del cerebro son fundamentales los factores físicos y anímicos. Por eso, frente a situaciones victimizantes o de conflicto violento el cerebro reacciona y genera mecanismos para hacer frente al hecho, pero también arrastra trastornos para el individuo.
 
El doctor Amador afirma que la violencia llega a afectar de tal forma el desarrollo social y emocional de los individuos, que viene acompañado de retrasos motores y cognitivos.
 
Una de las problemáticas más grandes de este tipo de situaciones traumáticas, ligadas a hechos violentos, es que pueden generen patrones de repetición por lo que de forma inconsciente muchas de las personas que fueron víctimas, pueden llegar a manifestar comportamientos violentos. Razón por la cual es fundamental atender integralmente a las víctimas mediante terapias de manejo de estrés postraumático que permitan un proceso regenerativo de las neuronas y del individuo.
 
Por esta vía, el doctor Amador proyecta el posconflicto como un escenario de tratamiento y reivindicación de las víctimas.  Señalando que esa etapa debe potenciar la expresión del pensamiento y esto se puede dar a través del arte como elemento que permita construir cultura de la posviolencia.
 
El doctor Luis Roberto Amador López es médico de la Universidad Nacional, neurólogo de la Universidad del Rosario-Hospital Militar Central y Fellowship en Neuroinmunología Universidad Rockefeller de New York. Actualmente se desempeña como profesor titular de la Universidad Nacional de Colombia. Obtuvo la Cátedra meritoria Neurociencias en Arte y Cerebro.