En La Escombrera también se busca recuperar la dignidad de las víctimas

La búsqueda de los cadáveres de más de 100 desaparecidos que realiza la Fiscalía, ha estado acompañada de actividades simbólicas y apoyo sicosocial, para contribuir a una reparación de las víctimas que vaya más allá de la entrega de un cuerpo.
 
Julio 29 de 2015
Fotos: Museo Casa de la Memoria
 
La excavación se realiza en un área denominada La Arenera en donde se extraerán aproximadamente 24 mil metros cúbicos de tierra. Ha llegado a ser llamada “la mayor fosa común urbana del mundo”.

Es tan grande la operación que se requieren excavadoras e incluso un dron que tomará imágenes aéreas del lugar. En las 75 hectáreas de extensión que tiene el terreno se calcula que hay un millón y medio de metros cúbicos de tierra.

Pero pese a la magnitud de la operación, debe adelantarse con la mayor delicadeza posible, no solo para preservar la integridad de los cuerpos, sino para tratar con respeto a los familiares de los desaparecidos.

Por esa razón, todo el proceso comenzó con una actividad simbólica, que fue propuesta por las propias víctimas, en las que se rindió un homenaje a los desaparecidos.

El acto incluyó una ceremonia ecuménica y la lectura de los nombres de los desaparecidos, así como mensajes de reflexión y la firma del Plan Integral de Búsqueda, diseñado para fortalecer la investigación de la desaparición forzada.

Familiares provenientes de diferentes zonas de Medellín llenaron el lugar de símbolos representativos como luces, huellas, siluetas en negro y una lona con las fotografías y los nombres de los desaparecidos, para contribuir a la reparación de su memoria.

Muchos de ellos manifestaron estar dispuestos a acompañar la actividad todo el tiempo que dure la excavación.

Profesionales del Ministerio de Salud acompañarán a las víctimas para brindarles atención sicosocial durante todo el proceso.

 
Una vez avance la operación, los cuerpos que sean hallados serán llevados a un mausoleo, que será construido en el Cementerio Universal de Medellín.
 
Autoridades y víctimas creen que este será un paso fundamental para la reparación integral de las víctimas de Medellín.