‘Las políticas públicas deben incluir ideas locas’

Para el experto internacional Chris Blattman incentivos distintos al castigo y al dinero pueden alejar a los excombatientes de prácticas criminales, por lo que invita a la innovación.

Por María Rodríguez
Del equipo de Reconciliación Colombia

31 de julio de 2015

El posconflicto es un tema que se ha vuelto recurrente alrededor del mundo. Así como hace unos años las organizaciones se preocupaban por ser socialmente responsables, hoy en día la preocupación está en ayudar al posconflicto. ¿Qué se sabe sobre las políticas públicas en el posconflicto?, ¿cómo usar la evidencia para mejorar las políticas públicas? y ¿qué hemos aprendido? son preguntas que distintos sectores han comenzado con fuerza a plantearse.

Sobre estos interrogantes, un grupo de académicos y expertos reflexionaron este 30 de julio en un espacio promovido por la Universidad de los Andes al que Reconciliación Colombia asistió. Hicieron parte de esta jornada el profesor de la Universidad de Columbia y líder del programa de Paz y Recuperación de  Innovations for Povrety Action –IPA-, Chris Blattman; el director de este último programa en Perú, Paraguay y Bolivia, Dylan Ramshaw; la directora senior de investigación, evaluación y aprendizaje del International Rescue Committee –IRC-, Jeannie Annan; Marta Gamelo, asociada senior de políticas públicas en Abdul Latif Jameel Poverty Action Lab –J Pal Lac-; el profesor y director del Centro de Estudios sobre Seguridad y Drogas de los Andes –CESED-, Daniel Mejía; y los profesores de economía Adriana Camacho (Uniandes), Andrés Moya (Uniandes) y Juan Fernando Vargas (Universidad del Rosario).

El profesor Chris Blattman explicó que las políticas públicas deben incluir las nuevas ideas que “parecen locas” para ver si funcionan en el contexto concreto en el que deben ser aplicadas. Trajo un ejemplo y explicó el caso de Libia en el que incentivos distintos al castigo y al dinero alejaron a los excombatientes de este país de prácticas criminales.

Este experto en paz y recuperación explicó que cuando las personas aumentan el autocontrol y la autoimagen pueden cambiar drásticamente, incluso en ambientes de riesgo. Al referirse al caso colombiano, comentó que el plan de intervención del crimen en puntos calientes de Medellín y la medición del impacto de la aspersión área son algunos de los temas que podrán evaluarse en el futuro cercano del posconflicto en el país.

Jeannie Annan, directora de investigación, evaluación y aprendizaje del IRC, buscó responder a la pregunta de cómo usar la evidencia para mejorar las políticas públicas. Annan afirmó que la poca evidencia para sustentar las políticas públicas es lo que lleva a que estas fracasen. Al igual que esta experta internacional, los otros expositores establecieron que la evidencia y la investigación previa determinan la efectividad de las políticas públicas, es por esto que es indispensable contar con esto.

Para esta investigadora social es fundamental seguir tres pasos para evitar el fracaso de las políticas públicas. A su juicio, las claves están primero en fomentar una cultura de evidencia y aprendizaje en el quehacer público. Segundo, en promover mecanismos formales para institucionalizar el aprendizaje. Y tercero, en empoderar a la ciudadanía. Estos tres elementos, a su juicio, actualmente son muy débiles o no los hay.

Durante el espacio académico, las entidades estatales dijeron que en Colombia ya se han  generado algunas bases institucionales para el posconflicto. La directora de reparación de la Unidad para las Víctimas, María Eugenia Morales, y una de las portavoces de la Agencia Colombiana para la Reintegración, ACR, Johanna Villareal, explicaron que ambas entidades trabajan el enfoque del posconflicto.  Morales expresó que, de hecho, “la Ley de Víctimas es la posibilidad estatal de avanzar en el posconflicto”, por lo que las políticas públicas que se desarrollen de cara al escenario de pasar la página de la violencia deberían centrarse en esta ley.

Los profesores de economía Andrés Moya y Juan Fernando Vargas fueron los encargados del tercer panel donde se habló de lo que hemos aprendido. Cada uno expuso su proyecto de políticas públicas en relación con el posconflicto. Estos fueron la unidad móvil de víctimas que ayuda a integrar a las víctimas al sistema con el fin de que reciban la atención estatal y la protección de la primera infancia.

Estos proyectos están fundamentados en la evidencia y la investigación y es por eso que han tenido buena acogida. Además, con el proyecto de la protección de la primera infancia  se ha encontrado que mediante una terapia de promoción del apego, se puede lograr reducir el impacto de la violencia.

El espacio de reflexión fue promovido por la Universidad de los Andes con el apoyo del Innovations for Povrety Action –IPA-, del Abdul Latif Jameel Poverty Action Lab –J Pal Lac-; y del Centro de Estudios sobre Seguridad y Drogas de la Universidad de los Andes.