Acciones Reconciliadoras

Antes de finalizar el año, vereda El Orejón podría estar libre de sospecha de minas

En un comunicado conjunto, las delegaciones del Gobierno y las Farc informaron que el proceso de desminado humanitario acordado en La Habana como medida de desescalamiento del conflicto y generación de confianza avanza con éxito.

Noviembre 24 de 2015
Foto tomada de video Comunicaciones Paz Gobierno


Según informaron las dos partes, en el proceso, que ya completa 7 meses de trabajo ininterrumpido, han sido desactivados 33 artefactos explosivos en más de 14 mil metros cuadrados de territorio despejados en desminado humanitario, en la vereda El Orejón, del municipio de Briceño (Antioquia).

El proceso ha estado acompañado de la definición, junto con la comunidad, de proyectos de desarrollo social e infraestructura para satisfacer las necesidades de la población víctima del conflicto.

“La comunidad será protagonista de su futuro a través de la participación activa en el desarrollo de estos proyectos. Como aporte a la transformación y construcción de paz, se estudia la implementación de  proyectos de sustitución de cultivos de uso ilícito”, afirma el comunicado.

El desminado humanitario fue acordado por Gobierno y Farc en marzo de este año, como una medida para desescalar el conflicto y generar confianza entre las partes.

Se decidió iniciar el proceso en la vereda El Orejón, por tratarse de uno de los lugares más afectados por las minas antipersona en el país. Se calcula que al inicio de este proceso había una mina cada 135 metros cuadrados y que en esta población había más minas que personas.

Durante el proceso de desminado se produjo la muerte del soldado Wilson Martínez, cuando desarrollaba una inspección en terreno.