25 AÑOS DEL ATENTADO AL EDIFICIO DEL DAS

Publicado 18-02-2016

Cuando el país se estaba acostumbrando a las bombas y los magnicidios, un atentado en el centro-occidente de Bogotá le hizo saber a los colombianos que estaban en medio del horror.

6 de diciembre de 2014
 
El 6 de diciembre de 1989, cuando el país aún no se reponía del atentado que le había quitado la vida a 107 personas en pleno vuelo  de un avión de Avianca 11 días atrás, el edificio del Departamento Administrativo de Seguridad (DAS) fue blanco de otro ataque del Cartel de Medellín de Pablo Escobar, que en ese entonces estaba en guerra abierta contra el Estado.
 
A las 7:30 de la mañana, un bus cargado con 500 kilogramos de dinamita exploto frente a las instalaciones de la entidad, ubicadas en el sector de Paloquemado (Bogotá), causando una de las mayores explosiones en la historia de la ciudad.
 
63 personas, entre funcionarios y transeuntes, murieron y cerca de 600 quedaron heridos por la onda explosiva, que además causó grandes perdidas materiales: la fachada del edificio quedo destruida, 34 vehículos destruidos y más de 300 establecimientos comerciales del barrio arrasados. Además, se destruyeron los expedientes judiciales de los juzgados y fiscalías de la zona.
 
En ese entonces, el país se había acostumbrado a las bombas, los atentados y los magnicidios. En agosto de ese mismo año, el precandidato a la presidencia por el Partido Liberal Luis Carlos Galán Sarmiento había sido asesinado cuando se aprestaba a dar un discurso en la plaza de Soacha (Cundinamarca).
 
Y durante todo ese año habían sido asesinados policias y jueces,  y se habían organizado pequeños atentados contra sedes de medios de comunicación, como el periódico Vanguardia Liberal de Bucaramanga. 
 
Pero el atentado contra el avión de Avianca (25 de noviembre de 1989) y la bomba contra el edificio del DAS superaron todas las proporciones y causaron que la guerra se intensificara.
 
Aunque las versiones que se conocen hoy, indican que el atentado iba dirigido a quitarle la vida al entonces director del DAS Miguel Maza Marquez, quien salió ileso de la explosión, la justicia aún no ha podido determinar culpables y nadie está pagando actualmente por lo que ese día ocurrió.
 

 

TE PUEDE INTERESAR

Empresarios ofrecen aportar recursos por la paz
18-02-2016

El Papa reclama diálogo y reconciliación
18-02-2016

FFMM en el posconflicto mantendrán la seguridad
18-02-2016

“La justicia no puede ser ajena al postconflicto”
18-02-2016

Así se prepara el Ejército para el posconflicto
18-02-2016

“Reconciliación significa crear sociedad nueva”
18-02-2016

COMENTARIOS