DEFENSORÍA DENUNCIA ACCIONES DE LAS FARC EN MEDIO DE LA TREGUA

Publicado 18-02-2016

La entidad ha encontrado algunas acciones armadas que comprometerían al grupo guerrillero y que se suman a las presiones y extorsiones en algunas zonas del país.
 
24 de febrero de 2015
 
Desde que las Farc iniciaron su cese unilateral al fuego, el 20 de diciembre de 2014, las acciones bélicas en Colombia bajaron a niveles históricos. Distintas entidades han coincidido en que a grandes rasgos la tregua se ha cumplido y que en muchas regiones ahora se respira más tranquilidad que hace un año.
 
Y aunque la Defensoría del Pueblo está de acuerdo, desde hace unas semanas viene denunciando que la guerrilla ha continuado con distintas acciones, como la extorsión y el reclutamiento, para presionar a la población.
 
Este martes la entidad dijo que esas acciones se han extendido a otros departamentos como Guaviare, Meta, Caquetá, Antioquia y Cauca, e hizo públicas nuevas denuncias sobre posibles acciones bélicas de las Farc en medio de la tregua, que irían más allá de simples extorsiones o amenazas.
 
El 18 de febrero, por ejemplo, presuntos miembros del frente 29 de las Farc hostigaron una patrulla del Ejército en el corregimiento Sidón del municipio de Cumbitara (Nariño). Por esos combates, salieron desplazadas temporalmente 23 familias y fueron evacuados los estudiantes y profesores de un colegio ubicado en el área de los enfrentamientos.
 
Dos días antes, se dio un combate entre miembros del Ejército y hombres del sexto frente de las Farc en Caloto (Cauca). Los cabildos indígenas denunciaron que la Fuerza Pública utilizo una escuela como sitio de defensa, pero las autoridades afirmaron que los guerrilleros usaron a la comunidad para bloquear las acciones militares.
 
“Al menos 188 personas quedaron expuestas en medio de un episodio que involucraría a las Farc, y del cual a la Defensoría del Pueblo llegaron imágenes que dan cuenta de la tensión en el área”, dice el comunicado de la entidad.
 
Además, la defensoría habla de tres homicidios en zonas de influencia de esa guerrilla. Y aunque no ha podido establecerse la autoría de los hechos, la sospecha en uno de los casos recae sobre miembros de las Farc, pues se trata de una mujer de Puerto Leguízamo (Putumayo) que se habría opuesto al reclutamiento forzado de sus hijos de 18,20 y 25 años.

Siguen las amenazas

Las amenazas también habrían aumentado. El propio Humberto de la Calle lo aceptó en su intervención en un foro de El Tiempo y la Universidad del Rosario cuando dijo que  "las Farc han cumplido con el cese del fuego y lo que se relaciona a los combates militares y al cuidado de la infraestructura. Sin embargo,  siguen otras hostilidades que afectan a la población. Hay  extorsión, hay combinación con elementos cercanos con el narcotráfico, eso no ha terminado".

Los líderes del resguardo indígena de Totoró (Cauca), de hecho, denunciaron ante la  Defensoría que han recibido llamadas de supuestos integrantes de las Farc exigiéndoles dinero y medicamentos, a cambio de no atentar contra ellos.

En ese sentido, la defensoría anunció que “espera que los negociadores de esa organización le expliquen al país los alcances de su ofrecimiento en relación con la tregua, y los compromisos que asumirán en esta etapa final de las negociaciones”.


 

TE PUEDE INTERESAR

“Reconciliación significa crear sociedad nueva”
18-02-2016

“La justicia no puede ser ajena al postconflicto”
18-02-2016

Empresarios ofrecen aportar recursos por la paz
18-02-2016

El Papa reclama diálogo y reconciliación
18-02-2016

Así se prepara el Ejército para el posconflicto
18-02-2016

FFMM en el posconflicto mantendrán la seguridad
18-02-2016

COMENTARIOS